Residencial

A la hora de pensar, concebir o diseñar la iluminación interior de una vivienda, es importante tener en consideración a las personas que habitan en ella, que puedan llevar a cabo sus estilos de vida y sientan un verdadero confort lumínico.

Haciendo uso de una correcta iluminación se consiguen efectos y resultados muy interesantes, como acentuar determinados colores, destacar texturas, detalles característicos de la arquitectura o ampliar espacio. Tenemos que determinar de
manera selectiva los elementos a resaltar.

En las viviendas la luz delimita espacios y genera diferentes ambientes, en función del uso. Con conos de luz intensiva podemos resaltar aspectos decorativos como esculturas o cuadros. Cada vez es más habitual utilizar en viviendas raíles electrificados para adaptar la iluminación a nuevas disposiciones
de mobiliario o decoración.

En proyectos residenciales podemos recurrir a diferentes tipos de iluminación que permitirán aportar matices, puntos de atención característicos y una funcionalidad muy concreta que respondan a las necesidades del usuario: el confort, la capacidad de la visión y la orientación, entre otros.

Por un lado hemos de considerar la iluminación de ambiente, referida a la iluminación uniforme de una habitación en todo su volumen.

“En las viviendas la luz delimita espacios y genera diferentes ambientes, en función del uso”.

Por otra parte, la iluminación puntual, focalizada en un lugar u objeto concreto: zonas de lectura, mesa de comedor, obras de arte, despachos, etc. Se trata de una luz complementaria dirigida hacia un punto concreto de la estancia y que deja otros lugares en penumbra, poniendo en relieve un cuadro o destacando cualquier otro objeto de una habitación. De esta manera se aporta un mayor dinamismo a la percepción del espacio y la realización de tareas más concretas, como leer un libro.

Arturo Álvarez

Ballet

Vibia

North

Vibia

I.Cono

Innermost

Circus

Vibia

Rhythm

Vibia

Balance

Vibia

Break

Castaldi Lighting

Naster